El Archivo Nacional de la Nobleza

0
66

Hace veinticinco años se instaló en Toledo la Sección Nobleza del Archivo Histórico Nacional que, a partir de ese momento, funcionaría como una sección independiente del AHN (Archivo Histórico Nacional). La Sección Nobleza del AHN nació con el propósito de convertirse en el archivo de la nobleza de referencia en España, cuyos principales objetivos eran y son los de guardar, conservar y poner a disposición del ciudadano los archivos de carácter privado pertenecientes a familias nobiliarias. El pasado mes de octubre el archivo dejaba de formar parte del Archivo Histórico Nacional para actuar de manera autónoma bajo la denominación de Archivo Nacional de la Nobleza.

El Archivo Nacional de la Nobleza se encuentra en el Hospital Tavera, un edificio singular de la ciudad de Toledo. El Hospital Tavera fue fundado bajo la advocación de San Juan Bautista por don Juan Pardo de Tavera, Arzobispo de Toledo, presidente del Consejo de Castilla e Inquisidor General. Las obras del hospital comenzaron en 1541, siendo Alonso de Covarrubias quien diseñó el edificio de estilo renacentista. En la construcción del edificio participaron hombres de notable relevancia como Alonso Berruguete, que realizó el sepulcro del cardenal Tavera, y Juanelo Turriano, artífice del reloj de la torre.

Hospital Tavera

A comienzos del siglo XX ya surgió la idea de formar un centro en el que se albergase el legado documental de los nobles de España, pero no sería hasta 1988 cuando la Diputación de Grandeza de España pusiese en marcha el proyecto y la Fundación de Medinaceli cediese parte del edificio de Tavera al Ministerio de Cultura para la creación de lo que hoy es el Archivo Nacional de la Nobleza. En 1993 ingresa el archivo de los Marqueses de Mendigorría. Un año más tarde se incorporan el de los Duques de Baena, los Duques de Frías y los fondos nobiliarios que se encontraban en el AHN. En 1995 ingresan dos grandes fondos como son los Osuna y los de Fernán Núñez.

Proceso de limpieza y conservación de los documentos

El archivo posee casi 7 Kilómetros de estantería en depósito, de los cuales ya están ocupados más de la mitad, con unos 250 fondos diferentes pertenecientes a 780 títulos nobiliarios.

Los archivos que se custodian son de gran valor e importancia, ya que son archivos personales de las principales casas nobiliarias de España y contienen una documentación generada por un grupo social que, a pesar de no llegar a ser ni el 4% de la población de España, ha ocupado un papel predominante en la Historia, como grupo social y económico privilegiado, modelo para el resto de la sociedad y presente en las tomas de decisiones. De sus filas se nutrían de forma casi exclusiva la Corte y los altos cargos de la Iglesia y de la Administración. De toda esta actividad queda reflejo en sus archivos.

El Archivo Histórico de la Nobleza se erige como garante de la conservación del patrimonio documental, permitiendo el ingreso de archivos privados a fin de asegurar su conservación. Para ello, y para mayor facilidad a los propietarios de los archivos, hay toda una serie de modelos de ingreso en la institución pública:

  • Depósito: Bajo este modelo el propietario de los archivos privados permite que puedan ser consultados por el ciudadano, pero no pierde en ningún caso la titularidad del mismo. Esta forma de ingreso no sería la más adecuada para lograr los fines del archivo público, ya que el contrato de depósito, regulado por el Código Civil, obliga a custodiar el bien depositado sin hacer uso de ello y se debe restituir lo depositado en el mismo estado en el que se dejó. Por ello, a la documentación conservada bajo este modelo no pueden realizarse trabajos de clasificación, organización o actividad preventiva para su conservación.
  • Comodato: A diferencia del depósito, en el comodato pueden realizase trabajos de organización, descripción, organización y conservación. Además, no supone ningún problema de acceso a los documentos.
  • Compra: La compra de un fondo documental es una forma de ingreso que no debería realizarse a menos de que con ello se evite la dispersión de archivos o para completar fondos que ya se encuentran en el archivo público. Bajo este procedimiento el Estado adquirió el archivo de la Casa de Osuna.
  • Subasta: Fruto de la dispersión de los archivos privados muchos lotes pequeños salen a subasta. En el caso de las subasta el Estado se ha reservado el derecho de tanteo y retracto.
  • Donaciones.

Archivo del Marqués de Santa Cruz durante su ingreso en el Archivo de la Nobleza en 2016

Documentos del Marqués de Santa Cruz sin clasificar

Los archivos nobiliarios poseen una cantidad ingente de información útil para la investigación científica e histórica. Una información variada que abarca diversos campos de la investigación. Tradicionalmente su principal utilización ha sido el estudio genealógico, una información que abunda en los archivos nobiliarios, tanto en testamentos como en copias de registros bautismales y matrimoniales que dan información de los parentescos familiares. Actualmente se es consciente de que la información que ofrecen los documentos nobiliarios va más a allá de esa visión tradicional, pues además aportan información para diversos aspectos de la Historia o ramas relacionadas con la misma, como pueden ser la historia política, militar o diplomática. Durante la Edad Media y Moderna, existían poblaciones que se encontraban bajo la administración y justicia de una casa nobiliaria en las que el noble era el señor de la tierra, gobernaba e impartía justicia en aquellos lugares. Por ello, también en los archivos nobiliarios podemos encontrar información de pueblos o ciudades (ordenanzas municipales, organización de concejos, celebración de ferias o mercados). No podemos olvidar el protagonismo de la nobleza española en nuestra Historia y en la de Europa; por tanto, la información contenida en los documentos no sólo se circunscribe al ámbito nacional, sino que tiene una proyección internacional.

El Archivo de la Nobleza alberga en su interior los archivos de linajes nobiliarios tan importantes como Osuna, Frías, Fernán Núñez, San Carlos, Santa Cruz, Baena, Mendigorría y sus agregados, entre otros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.