Operación Paso del Estrecho, un éxito con 30 años de experiencia

0
168

Mover tres millones de personas y 700.000 vehículos por mar, en tres meses, sin que se produzca además ningún incidente digno de mención en los puertos que sirven de plataforma logística para ello, es un gran logro. Si, además, eso es algo que sucede todos los años, el mérito es aún mayor.

Pues eso es lo que la Operación Paso del Estrecho (OPE) significa. Ese es el reto que desde hace 30 años acometen, cuando llega el mes de junio y hasta septiembre, los gobiernos español y marroquí, en estrecha colaboración. Hasta 15.000 personas, del lado español, son las que lo hacen posible. Y al frente, la Dirección General de Protección Civil y Emergencias del Ministerio del Interior, que coordina a un gran número de instituciones y ministerios, incluidas fuerzas de seguridad y autoridades portuarias, además de navieras y ayuntamientos.

El dispositivo está muy trillado después de tanto tiempo. Y, como también es lógico, ha habido en el pasado, antes y después de que fuera asumido como una asunto de Estado, graves problemas e incidencias que afectaron fundamentalmente a la red de carreteras, desde la frontera francesa hasta la bahía de Algeciras, y a las ciudades y puertos desde los que embarcaban los miles de inmigrantes magrebíes que, procedentes de diversos países europeos, viajaban de vacaciones y siguen haciéndolo, hasta sus países de origen. Fundamentalmente el puerto y la ciudad de Algeciras eran los más perjudicados, por ser los más cercanos a la costa marroquí. Pero aquello pasó a la historia.

Gráfico elaborado por el Departamento de Seguridad Nacional (DSN) sobre la OPE 2017.

Hoy, la ciudad se ha transformado en su fachada marítima, entre otros motivos por las necesidades que imponía y sigue imponiendo la OPE. Dos nuevos accesos al puerto de Algeciras han permitido que el tránsito de vehículos no tenga que utilizar y colapsar –como en el pasado- las principales avenidas de la ciudad, además de la construcción del denominado “llano amarillo”, ganado al mar en los años 80 del siglo pasado, como zona de preembarque más que suficiente para absorber los miles de vehículos que, en un solo día, llegan hasta dichas instalaciones.

Sin embargo, el otro puerto que en la zona más angosta del Estrecho se ha revelado en los últimos años como clave para este operativo, Tarifa, no ve llegar el día en que consiga algo parecido. Los vehículos que desde su puerto viajan hasta Tánger Ville aún deben atravesar la ciudad, en verano, cuando la capital del viento quintuplica su población y el tráfico es mucho más complicado. La reclamación de un acceso directo al puerto desde la N-340 sigue siendo una de las principales demandas del ayuntamiento tarifeño. Es tal la situación, que en los días en que más se necesitaría el puerto de Tarifa para ayudar a descongestionar el de Algeciras, la OPE suspende el embarque de vehículos desde aquel para evitar males mayores y un caos circulatorio más que previsible, dado que la carretera que llega hasta esta ciudad, por sus dos accesos, es de tramo convencional y no está desdoblada, todavía.

Cifra récord

La OPE 2017 se ha cerrado el 15 de septiembre con la emblemática cifra de tres millones de pasajeros transportados en sus viajes de ida y vuelta, exactamente 3.000.082 pasajeros. Los vehículos embarcados, pieza clave de todo el recorrido vacacional de los magrebíes que realizan este periplo todos los años, han sido 695.604. Los incrementos de tráfico respecto al año anterior han sido de un 4,7 por ciento en pasajeros y de un 6,1 en vehículos.

En el dispositivo, del lado peninsular intervienen los puertos de Algeciras, Tarifa, Málaga, Motril, Almería y Alicante, que son los que asumen la operación en la fase de salida. En la de regreso, son los puertos españoles de Ceuta y Melilla, más otros ocho puertos del lado africano del Estrecho, los que se convierten en protagonistas. Durante este año, además, el puerto de Valencia ha estado en fase de monitorización, para evaluar su posible inclusión en el dispositivo de años próximos.

La capacidad conjunta de los seis puertos, en base al Plan de Flota establecido y que se convierte en pieza angular del operativo, se cifra en 90.000 pasajeros al día y en más de 20.000 vehículos, también en 24 horas. Es decir, como si se tuviera que evacuar en un solo día a toda la ciudad de Toledo. En total, las navieras implicadas, españolas y marroquíes, han realizado 10.267 rotaciones en esos tres meses de OPE.

Más de 10.000 rotaciones de buques se realizaron en tres meses

Los puertos de Algeciras, Almería y Tarifa, por este orden, son los que mayor presión reciben de estos migrantes de vacaciones. El puerto algecireño, con mucha diferencia, es el que absorbe la mayor parte, con 1,66 millones de pasajeros entre las fases de salida y retorno y 426.000 vehículos. Almería y Tarifa totalizan cifras muy similares en cuanto a pasajeros, la primera poco más de medio millón y la segunda 481.000.

Almería, de todas formas, ha sido este año el puerto que en la operación salida ha registrado el incremento mayor de los seis puertos, con un 29 por ciento en vehículos y un 21,5 por ciento en pasaje. Unos incrementos muy similares a los de la fase de retorno. Para Almería, Nador es el puerto de referencia al otro lado, habiendo incrementado sus tráficos en esta OPE alrededor del 50 por ciento tanto en vehículos como pasajeros, situándose muy por delante de Melilla. Pero en el lado marroquí del Estrecho, el puerto estrella, el que se lleva la palma, es Tánger Med, la nueva terminal de contenedores, que con más de un millón de pasajeros ocupa el primer puesto.

Motril sin embargo, en la costa granadina, ha visto reducidos sus tráficos en un 20 por ciento en la OPE 2017, aunque se mantiene muy por delante de la cifra de embarques de los puertos de Málaga y Alicante, que son casi residuales en el conjunto de la operación.

No sin razón, las autoridades españolas presumen del resultado de esta larga experiencia y destacan que, pese a la alerta terrorista, lo que ha supuesto que los controles policiales no se hayan podido relajar ni siquiera durante los días de mayor tránsito, la OPE 2017 ha sido todo un éxito, sobre todo de coordinación y con unos tiempos de espera de pocas horas en el peor de los casos. No hay que olvidar que nos encontramos ante el mayor movimiento regulado de ciudadanos y vehículos entre dos continentes en un espacio tan corto de tiempo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.