El futuro de la realidad virtual

0
78

La realidad virtual es un entorno de apariencia real creado mediante tecnologías informáticas, en el que el usuario se ve inmerso viviendo escenas u observando objetos.

El concepto de realidad virtual es mucho más antiguo de lo que puede parecer a priori. Ya a principios del siglo pasado, en el año 1935, el autor de ficción Stanley G. Weinbaum describió en un relato un sistema de realidad virtual que podría reproducir olores y en el que se podían tocar los objetos. En este relato, titulado Las gafas de Pigmalión, este entorno de realidad se creaba a base de reproducciones holográficas.

Pero no fue hasta la estandarización masiva de la informática, durante los años 90, cuando se produjeron los primeros lanzamientos comerciales por parte de gigantes como Sega. Estos lanzamientos fueron un intento fallido, ya que la tecnología no estaba todavía en un nivel de desarrollo que los llevase a su éxito comercial.

Durante estos años, la evolución de la realidad virtual ha sido mucho más lenta de lo que, en principio, se había previsto en la literatura, el cine o la televisión. A día de hoy, existen todavía muchos handicaps para que esta tecnología se haya convertido en algo de uso masivo en el mercado doméstico.

Dos son los principales impedimentos para conseguir introducir la realidad virtual en los hogares de todo el mundo al mismo nivel que los ordenadores, los móviles o las tablets. El inconveniente fundamental está en el precio. Estamos todavía ante una tecnología muy cara que, al no estar altamente implementada ni en el sector doméstico ni en el profesional, todavía no se ha conseguido alcanzar una economía de escala que justifique una bajada de precio.

Muchos profesionales del sector han hecho en este sentido una apuesta por el cine como la vía por la que comenzará la implantación de la realidad virtual y permitirá la bajada de precio. La posibilidad de que los usuarios puedan pasar de ser espectadores a vivir las películas inmersos en ellas parece una utilidad más que atractiva de la misma.

Dentro del entorno profesional también se comienzan a vislumbrar las aplicaciones que puede tener en el sector médico, en el que los cirujanos podrán desarrollar un proceso quirúrgico entero incluso antes de haber realizado la primera incisión. En el ámbito formativo tendrá también múltiples utilidades; son infinitas las posibilidades dentro de cualquier plan de estudios.

La gran duda que se plantea es la de saber si la realidad virtual será el sustituto de la televisión tal y como la conocemos en la actualidad, tal y como han pronosticado algunos. Igual que en el caso del cine, la posibilidad de ver la programación en 360º produciría un cambio en los hábitos de ocio de la sociedad.

En resumen, la realidad virtual parece ser una tecnología que de implantarse con éxito y convertirse en un ‘commodity’, supondrá un gran cambio en nuestra sociedad, pero por el momento, todavía hay muchas dudas de si esto va a producirse y, de hacerlo, cuándo será.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.